Estudio de viabilidad para dotar a los hoteles de las herramientas y procesos tecnológicos necesarios para garantizar una progresiva reducción del desperdicio alimenticio, una distribución de un posible excedente entre entidades sociales locales y un correcto reciclado y compostado”, que permitirá ayudar a mejorar la competitividad de los establecimientos hoteleros y a implementar los criterios de Economía Circular en los procesos operativos (reutilizar los recursos resulta mucho más rentable que obtenerlos desde cero), a la vez que contribuye a la transformación digital de los establecimientos.

El estudio analiza como la Inteligencia Artificial, el Internet de las Cosas y las herramientas digitales disponibles en el mercado pueden aplicarse a la creación de una economía circular en la cadena de generación, transformación y distribución de la alimentación en el sector hotelero con el objetivo de minimizar el desperdicio alimenticio maximizando su reutilización.

El objetivo final de este estudio es plantear la viabilidad de la implantación de un proyecto para dotar a los hoteles de las herramientas y procesos tecnológicos necesarios para garantizar una progresiva reducción del desperdicio alimenticio, una distribución de un posible excedente entre entidades sociales locales y un correcto reciclado y compostado. Para ello hemos seleccionado dos actuaciones imprescindibles para llevar a cabo la transformación del hotel:

  • Reducción y gestión de residuos (reducir, reutilizar y reciclar), generación de biorresiduos, fomento de compras de proximidad y reducción del derroche alimentario, concienciación equipo y clientela.
  • Digitalización de los procesos: La automatización que permite la digitalización simplifica el trabajo del equipo humano del hotel, reduciendo tareas y aumentando la seguridad interna y asegurando el cumplimiento eficaz de las medidas destinadas a implementar la EC en el establecimiento, permitiendo un mayor seguimiento de los indicadores de cumplimiento de dichas medidas y una mejora continua. Esto conlleva un aumento de la productividad, y permite ahorrar tiempos en procedimientos rutinarios que se puedan dedicar a mejorar la atención al cliente.

Este estudio está financiado por el Programa de Agrupaciones Empresariales Innovadoras de la Dirección General de Industria y de la Pequeña y Mediana Empresa (DGPYME) del Ministerio de Industria, Comercio y Turismo de España, del que el Instituto Tecnológico Hotelero (ITH) forma parte como representante del sector turístico.