Entradas

BCB TempScan – Tecnología española para la toma de temperatura de manera fiable

Madrid, 25 de junio de 2020.- BCB , nuevo asociado a ITH en el área de Tecnología, es una empresa especializada en el campo de la Termografía, y distribuidor e integrador de FLIR, el mayor fabricante de cámaras termográficas de altas prestaciones.

FLIR es de los pocos fabricantes que dispone de productos que cuentan con la aprobación de la exigente FDA americana para una aplicación tan específica como es la medición de la temperatura en personas mediante cámaras termográficas, sujeta a estándares internacionales que regulan sus prestaciones y su modo de utilización (ISO/TR 13154 e IEC 80601-2-59). Entre sus clientes se encuentran, ya desde el año 2003 (epidemia de SARS), numerosos aeropuertos internacionales, hoteles, casinos, centros comerciales y de ocio, entre otras instalaciones civiles y militares (entre ellas el Pentágono) con alto tránsito de personas.

La utilización de la termografía para detectar temperatura de piel elevada como medida de prevención para frenar la expansión de enfermedades víricas no es nada nuevo para FLIR ni BCB. Antes del brote de COVID-19, la termografía ya se ha utilizado con este fin en otros brotes epidémicos o pandémicos como el SARS, la gripe aviar, la gripe porcina, el MERS o el ébola.

Aplicando su amplia experiencia en Industria, en I+D+i y en el ámbito sanitario, BCB ha desarrollado el software bcbTempScan®, la solución más avanzada, en combinación con las cámaras adecuadas, que cumple con las prestaciones exigidas por las normas internacionales, para la detección de temperatura de piel elevada en personas. Organizaciones como la IEEE – Institute of Electrical and Electronics Engineers, la mayor organización técnica profesional para el avance de la Tecnología, se han hecho eco de este desarrollo puntero por parte de BCB.

Autoridades públicas como la FDA americana, la IPVM, o la AEPD española, se han pronunciado claramente sobre la importancia de utilizar sistemas adecuados para la toma de temperatura, en vista de las actuaciones que se están realizando sin el criterio previo y necesario de las actividades sanitarias, y la proliferación en el mercado de dispositivos que incumplen los estándares internacionales. La AEPD hace alusión específica al principio de exactitud, que “implica que los equipos de medición que se empleen deben ser los adecuados para poder registrar con fiabilidad los intervalos de temperatura que se consideren relevantes. Esta adecuación debiera establecerse utilizando sólo homologados para estos fines y con criterios que tengan en cuenta esos niveles de sensibilidad y precisión.”
Ante una crisis sanitaria de las dimensiones de la actual, es indispensable la aplicación responsable de la tecnología. Debemos exigir que los productos cumplan los estándares internacionales, y que sean utilizados de la manera correcta. Son nuestra salud y nuestra economía las que están en juego.

Para más información: www.bcb.es